Hello, AMPs

Welcome to the mobile web

We use cookies to give you the best experience. Read our cookie policy.

Vendimia de la mascarilla

Las localidades vinícolas se adentran en una especial campaña de recolección marcada por las distancias, los grupos burbuja y la máxima precaución para que todo se desarrolle sin más sobresaltos frente a la pandemia.
No obstante, eso no va a impedir que este sea un muy buen año de vendemia, Abel Torres directos general de Viñedos de Aldeanueva dice: «Ahora estamos en las fechas clave y cada semana tenemos a diario una media de millón y medio de kilos»
El responsable de la cooperativa comenta que prevén obtener tres millones de kilos más que en la anterior campaña y espera llegar a los 22 millones de kilos. En tres semanas la campaña habrá finalizado.
Lo que si va a cambiar este año van a ser los criterios muy estrictos en contratación por la crisis sanitaria y en bodega están respetando las medidas (grupos burbuja, distanciamiento, eliminación de zonas de almuerzo). Por lo demás se cree que no habrá problemas para terminar bien el 2020 aunque pone sus miras en un incremento en ventas previsto para el 2021 que se tiene que consolidar.
Todo el mundo ha tenido que cambiar este año sus hábitos de trabajo y adoptar nuevas medidas de seguridad debido a la crisis sanitaria provocada por el Covid-19
En agosto, la época de vendimia de la viña Marco de Jerez alcanzó su punto máximo, y este año a la época de vendimia se le ha añadió máscarillas higiénicas a la "unidad" de la vendimia en el campo. Debido a la crisis sanitaria provocada por el Covid-19, Marco de Jerez y diferentes bodegas de la provincia han tenido que cambiar este año sus hábitos de trabajo y adoptar nuevas medidas de seguridad
“La vendimia este año cambió mucho”, confiesa Salvador Guimerá, director de Producción de González Byass, quien enseña que, gracias a esta pandemia, la compañía vitivinícola tuvo que comprobar todos los métodos y llevar a cabo un protocolo de actuación para las 250 personas que a lo largo de dos semanas trabajan en esta operación de obtenida de la uva. 

En la Viña Canariera, propiedad de González Byass, las máscaras, obligatorias en toda Andalucía para evadir la propagación del virus, se convirtieron en un elemento importante para los vendimiadores que todos los días de vendimia recogerán en cerca de 60 hectáreas unos 60.000 kilos de uva. “A ocasiones hay que insistir en que se pongan las máscaras porque, aunque son algo engorrosas, hay que llevarlas”, cuenta Salvador Guimerá sobre este ‘accesorio’ que ya pertenece a la indumentaria de sus trabajadores. “Muchos de estos vendimiadores llevan años haciendo un trabajo en la vendimia, por lo cual su labor se transforma en un hábito y adaptar el trabajo a las novedosas medidas sanitarias necesita de esfuerzo”, confiesa Guimerá, quien agrega que las normas impuestas para esta operación “se están cumpliendo”.

El Rioja constata una exitosa evolución de la vendimia 2020 en relación a maduración y estado sanitario del fruto. Sin embargo, en materia operativa y de procesos, los rigores de la pandemia han marcado las trabajos de una cosecha complicada. Los estrictos protocolos de seguridad pertenecen a la normalidad para asegurar la salud de todos los colectivos comprometidos en la cosecha. El director general del Consejo Regulador, José Luis Lapuente, explicó que se trabajó para ayudar a una vendimia que, aunque precisamente atípica, sea recordada como segura. «En un instante tan crítico, era completamente primordial crear protocolos que establecieran procesos seguros y paralelamente garantizaran agilidad para los operadores». 

This site was started with Mobirise themes